UGT pide adaptar la normativa laboral a la realidad del cambio del clima

El sindicato UGT insta a las administraciones y a las empresas, y así lo expresará en septiembre en sendas reuniones, a actualizar la normativa de riesgos laborales ante las nuevas afecciones de la climatología a los trabajadores por temperaturas extremas.

Así lo ha expresado la secretaria general de UGT Madrid, Marina Prieto, al presentar este martes en Madrid el informe técnico “Las nuevas necesidades preventivas ante el reto climático”, que alerta de la «amenaza grave» del cambio del clima para la salud y cómo los técnicos en prevención tienen el reto de «identificar y afrontar» tales riesgos.

Marina Prieto ha calificado de «realidad alarmante» el medio centenar de fallecimientos de trabajadores ocurridos en lo que va de año en la Comunidad de Madrid, y ha destacado cómo las últimas tres muertes han estado relacionadas con la ola de calor.

La secretaria general de UGT Madrid ha explicado que el 6 de septiembre el sindicato se reunirá con el alcalde de Madrid, José Luis Martínez Almeida, y en una fecha aún no revista con la Comunidad de Madrid, ante la necesidad de adaptar la normativa laboral a las circunstancias nuevas del cambio climático.

En este contexto, UGT considera que la prevención de riesgos es «la herramienta» imprescindible para la gestión del estrés térmico en los centros de trabajo, así como la presencia de delegados territoriales de prevención de riesgos en las empresas, y la puesta en marcha de planes destinados a implementar «medidas correctoras o preventivas».

El sindicato dice que es necesario informar a los trabajadores de los efectos del calor y de las forma de prevenir sus efectos, y también de implementar en las empresas un plan de «tránsito» de entre 7 y 14 días para la aclimatación gradual de los trabajadores.

En los puestos y centros de labor los trabajadores deberán disponer de ropa adecuada, de tejidos naturales, y cremas de protección solar, y contar con una organización flexible de horarios para que los trabajos que requieren mayor esfuerzo no deban ser realizados en las horas más calurosas.

Además, UGT cree que debe haber más delegados de prevención de riesgos en las empresas y que donde no los haya debería haber una persona que asesore a los trabajadores sobre los riesgos a que se expone, y también más inspectores de trabajo, habida cuenta de que en la actualidad hay un inspector por cada 9.000 trabajadores en su labor preventiva y sancionadora.

El estudio puede ser consultado en el siguiente encale: Nuevas necesidades preventivas ante el reto climático

La importancia de la protección frente a altas temperaturas

Desde la Fundación Prevención Hostelería Illes Balears queremos incidir en la importancia, frente a la salud laboral de los trabajadores y trabajadoras del sector, de mantener unas buenas medidas preventivas ante las elevadas temperaturas que se han producido las últimas semanas en las Illes Balears.

Según datos del Instituto de Salud Carlos III (ISCIII), dependiente del Ministerio de Sanidad, «se ha estimado que se han producido 510 muertes atribuibles a las altas temperaturas en la semana del 10 al 16 de julio. El último dato que recoge la estadística de monitorización de la mortalidad diaria por exceso de temperatura es el del sábado 16, donde se sitúa el pico máximo, con 150 decesos estimados en un día. A nivel detallado, el primer día de la ola de calor, el pasado domingo día 10, se produjeron, según las estimaciones del ISCIII, 15 muertes atribuibles a la temperatura.

Desde entonces, se ha producido una escalada continua, ya que al día siguiente, el lunes 11, las estimaciones recogen 28 fallecimientos por exceso de temperatura. Este dato aumentó hasta los 41 casos del martes 12 de julio y hasta los 60 el miércoles 13. El siguiente día, el 14 de julio, fue, junto al viernes, de los peores días de la ola de calor, ya que en algunos municipios se registraron valores cercanos a los 44 y 45 grados centígrados, como en los valles del Tajo, Guadiana y Guadalquivir; los 42ºC en el valle del Miño y los 41ºC en el valle del Ebro y en la zona centro. Según las estimaciones del ISCIII, este jueves se produjeron 93 fallecimientos por el calor, una cifra que aumentó hasta los 123 del viernes 15. Finalmente, el sábado 16 el dato es de 150«.

Por estos motivos, desde la FPHIB se editaron una serie de materiales formativos,
destinados a aquellos trabajadores y trabajadoras que realicen sus jornadas laborales expuestos a
altas temperaturas, los cuales pueden consultarse de forma totalmente gratuita en nuestra web.

Expertos y agentes sociales estudiarán las cargas de trabajo en los hoteles

El Govern balear ha constituido un grupo de trabajo con especialistas y representantes de sindicatos y patronales para estudiar como las cargas de trabajo en los hoteles inciden en la salud de los empleados.

El Instituto Balear de Seguridad y Salud Laboral (Ibassal) ha convocado a representantes de CCOO y UGT, de las asociaciones empresariales de hostelería FEHM, ASHOME y FEHIF, y de la Fundación para la Prevención de Riesgos Laborales en el Sector de la Hostelería (FPHIB) para formar parte de esa mesa de trabajo, que tiene en encargo de fijar un método para medir de manera objetiva las cargas de trabajo en las diferentes áreas profesionales de la hotelería.

“El grupo de trabajo analizará desde un punto de vista técnico las cargas en cada puesto de trabajo para mejorar las condiciones de trabajo de las personas trabajadoras de la hostelería, departamento a departamento”, explica el Govern en una nota de prensa.

Recuerda que la hostelería presenta en Baleares altos índices de siniestralidad, aunque en general los accidentes y dolencias son de carácter leve.

De todos los accidentes laborales de 2019, el 26,1 % correspondió a la hostelería y de esos los hoteles y otro tipo de alojamientos acumularon el 59,3 %.

“Por tipología, los sobreesfuerzos representan casi uno de cada tres accidentes registrados; más de la mitad, el 54,9 %, los han sufrido mujeres”, añade el Govern.

Con esta mesa de trabajo se avanza en la respuesta a una reivindicación histórica de las camareras de piso, que sufren el 27,3 % de todos los accidentes en la hostelería y en una tercera parte éstos tienen que su origen en los sobreesfuerzos.

Fuente: EFE

Actualizada la campaña «Golpe de Calor» FPHIB

Coincidiendo con la llegada de altas temperaturas, propias de la época estival, la Fundación Prevención Hostelería Illes Balears ha actualizado los contenidos editados el pasado ejercicio sobre la campaña «Golpe de Calor».

Entre otras cosas, se ha introducido el concepto de exposición a la radiación ultravioleta, la cual en altas concentraciones, puede causar serios efectos negativos para el cuerpo entre los trabajadores y trabajadoras del sector.

A partir de estos materiales se pretende formar e informar de los principales riesgos ante los cuales los trabajadores pueden enfrentarse en su desarrollo diario de las tareas relacionadas con su puesto de trabajo, relativas a largas exposiciones al sol.

Todos estos materiales pueden ser consultados y/o descargados, de forma gratuita, desde nuestra web, sección de proyectos y materiales descargables.

Fuente: FPHIB

Entregados los premios del XI Concurso de Carteles FPHIB – EHIB

En un acto celebrado en la Escuela de Hostelería de les Illes Balears, se llevó a cabo la entrega de los galardones a los premiados del undécimo concurso de carteles en materia de prevención de riesgos laborales en hostelería, organizado anualmente por parte de la Fundación Prevención Hostelería Illes Balears y la Escola de Hostelería.

Al mismo asistieron la profesora de la materia, Sunilda Muntaner, así como la Directora de la Escuela, María Tugores, mientras que por parte de la FPHIB fue Silvia Montejano, como patrono de la misma.

En el acto se destacó la importancia de la materia para los futuros trabajadores y trabajadoras del sector, los cuales actualmente cursan los estudios de hostelería, así como la labor que en esta materia ejecuta año tras año la Fundación con campañas, entre otras, como el citado concurso.

Una selección de los carteles participantes en esta edición, entre los que destacan los tres premiados, ya se encuentra en nuestra web (sección de materiales descargables) para el uso por parte de las empresas del sector en sus centros de trabajo.

Fuente: FPHIB

Baleares presenta su nueva ley turística que exigirá a las empresas medidas pioneras en sostenibilidad medioambiental y derechos laborales

El Govern de las Illes Balears presenta la nueva ley autonómica de turismo que supondrá una inversión pública de 55 millones de euros y un cambio sustancial hacia el modelo turístico del futuro: responsable laboral y medioambientalmente.

La presidenta Francina Armengol ha detallado los ejes de esta normativa pionera en el Estado en un acto en Madrid al que han acudido un centenar de personas, entre los que se contaban la vicepresidenta segunda del Gobierno de España y ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz, la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, los líderes estatales de los sindicatos CCOO y UGT, Unai Sordo y Pepe Álvarez, así como los principales representantes del sector turístico de las islas.

El nuevo marco legal se ha desarrollado con el objetivo de que las Islas Baleares puedan seguir liderando el turismo gracias a toda una serie de transformaciones que lleven al destino a ser plenamente sostenible y circular.

La norma, tal y como ha destacado Armengol, permitirá que las Islas lideren este proceso en torno a una sostenibilidad entendida en una triple vertiente: social, económica y medioambiental. Para ello, el nuevo marco legal recoge toda una serie de medidas que permitirán un crecimiento económico más inclusivo y más sostenible, una mejora de la convivencia entre trabajadores, residentes y turistas, un uso más eficiente de los recursos, así como un nuevo impulso a la colaboración público – privada, tal y como marca la gestión de los fondos europeos. Todo ello para lograr que las Islas Baleares se conviertan en un destino pensado no solo para los turistas, sino también para residentes y trabajadores del sector.

Armengol ha defendido esta “estrategia ambiciosa” para “convertir al sector turístico en motor de impactos positivos en toda la sociedad”, que permitirá a las islas ser “más sostenibles en lo social y en lo ecológico”. La presidenta ha explicado que la colaboración con el sector, primer interesado en continuar a la vanguardia mundial en la innovación turística, permitirá avanzar en “una transformación que lleva tiempo en marcha” y que supondrá “no volver al 2019, sino llegar a un punto mejor en todos los aspectos: en calidad del empleo, en salarios, en oportunidades para los emprendedores, en negocio, en sostenibilidad ambiental y social, en competitividad, en igualdad y derechos”.

Esta ley considera, según la presidenta, al turismo “como una herramienta que ha de impactar de manera positiva en toda la sociedad”,  un planteamiento que generará soluciones “capaces de mejorar a la vez la experiencia del turista, la calidad de vida de los residentes y las condiciones laborales de los trabajadores” y que permitirá que “el turismo que nos convirtió en referencia mundial de negocio y en paraíso soñado para el ocio, nos lleve ahora a liderar la regeneración ambiental y el progreso social”.

En este sentido, la norma contempla aumentar la protección a las camareras de piso, un colectivo muy afectado por la siniestralidad laboral. De esta forma, desde el año 2023, los hoteles de las islas deberán instalar camas elevables (mecánicas o eléctricas) para facilitar su trabajo, una medida que implica renovar 300.000 camas y de la que se beneficiarán más de 20.000 camareras de piso. Cabe recordar que el 35% de los accidentes laborales que sufre este colectivo están relacionados con los sobreesfuerzos.

Al mismo tiempo, la norma apuesta por una economía circular en el sector, por lo que se exigirá a todas las empresas contar con un plan de circularidad, lo que convertirá a las Islas Baleares en un destino pionero a la hora de normativizar esta cuestión, y adecuar al mismo tiempo, la normativa turística a los objetivos de dos leyes autonómicas, la de Cambio Climático y la de Residuos.

En esta línea, la circularidad abarcará aspectos como la alimentación, el uso y cuidado del agua, los residuos o las energías limpias. Entre las directrices que establecerá en torno a estas cuestiones, en el ámbito de la alimentación se prohibirá la utilización de especies clasificadas dentro de categorías amenazadas y se establecerá como obligatoria la trazabilidad del pescado y del marisco de origen balear.

En cuanto a la energía, se obligará a los establecimientos turísticos a cambiar las calderas fuel oil por otras de gas natural o eléctricas, emitiendo anualmente 57.600 kilos de CO2 menos por establecimiento.

Dentro del ámbito del agua, la norma establece la obligatoriedad de instalar sistemas de doble pulsador en las cisternas de los WC en los hoteles, así como la instalación de dispositivos de ahorro de agua en grifos de lavabos, bañeras y duchas. También se potenciará el aprovechamiento de las aguas pluviales, lo que será un factor a tener en cuenta en la mejora de la clasificación del establecimiento, y los alojamientos turísticos deberán medir el consumo de agua.

Por último, en cuestión de residuos, la norma prohibirá el uso de los amenities (comodidades sanitarias de baño) de un solo uso. Al mismo tiempo, los hoteles deberán sustituir el uso de papel por códigos QR y también estarán obligados a medir el consumo de residuos. Además, los establecimientos deberán controlar las temperaturas de los edificios de manera integral, también en las zonas reservadas al personal, especialmente en las cocinas.

La norma también recoge otras medidas como una modificación completa en los baremos que servirán para establecer la clasificación hotelera, entre los que se incluyen incrementos de la puntuación a medidas de circularidad, como el uso de energías renovables o sistemas de optimización de consumo.

Fuente: CAIB